2019-02-21

Estilos de aprendizaje y hábitos de estudio

Imagen Post

La psicología del aprendizaje ha demostrado que los problemas de memoria o las dificultades del aprendizaje convencional no implican una falta de inteligencia o capacidades. Tanto en el entorno convencional como en el entorno virtual de aprendizaje existen técnicas para estudiar y estrategias de aprendizaje que se pueden adaptar a los distintos estilos de aprendizaje existentes.

Los hábitos de estudio son necesarios pero estos no tienen por qué basarse únicamente en la memorización, como se pensaba tiempo atrás. Existen maneras de estudiar muy diferentes y es importante encontrar la adecuada para cada uno. Aquella que le permita adquirir más conocimientos y avanzar en sus metas formativas de manera firme y segura.

En muchos casos los llamados trastornos de aprendizaje no son tales, sino una incapacidad para conocer los factores de aprendizaje y encontrar el adecuado para cada individuo. Sea en la niñez, en la juventud o en la vida adulta. Un entorno de aprendizaje que ponga el foco en el individuo se preocupará por esta cuestión.

 

¿Cuáles son los estilos de aprendizaje más usuales?

Aprendizaje activo

Es uno de los estilos de aprendizaje más comunes. El alumno es, en este caso, un sujeto activo que se implica y aprende a través de la experiencia. Las estrategias de aprendizaje activo se basan en la implicación, atención y trabajo permanente del alumno que pone en práctica lo aprendido y, al tiempo, aprende con la práctica.

Aprendizaje reflexivo

Las personas que prefieren este estilo de aprendizaje, observan, analizan y reflexionan para extraer conclusiones de sus experiencias. Es un tipo de pensamiento complejo que implica analizar las cosas desde diferentes ángulos, de una forma razonada. Utilizar la lógica es algo común en este tipo de individuos pero su reflexibilidad les permite mantener un criterio propio.

Aprendizaje teórico

Los alumnos que prefieren este estilo de aprendizaje son analíticos, sintetizan la información con facilidad y buscan integrar los hechos en teorías coherentes. Son personas racionales y objetivas.

Es uno de los estilos de aprendizaje más utilizados tradicionalmente. En muchos casos la simple lectura es el camino para aprender. Sin embargo, ha hecho que se catalogase como persona con dificultades de aprendizaje a individuos que simplemente no lograban aprender con estos métodos al ritmo impuesto por el profesorado.

Aprendizaje pragmático

Los alumnos pragamáticos no se conforman lo que el profesor o un libro de texto asegure sino que deben comprobarlo por sí mismos. Por ello en buena medida el alumno pragmático aprende con la práctica, porque es la forma de comprobar que efectivamente algo es de una determinada manera. Se interesan por las cosas cuando se presentan ante ellos como retos a resolver, por ello las estrategias de aprendizaje basadas en su propia búsqueda de experiencias y conclusiones les entusiasman.

estilos de aprendizaje

Existen maneras de estudiar muy diferentes, ¿con cuál te sientes más cómodo?

Aprendizaje lógico matemático

Otro de los estilos de aprendizaje más usuales es el lógico matemático. La lógica y el razonamiento forman parte de su forma de estudiar y aprender. Para ayudarles en su aprendizaje se pueden utilizar esquemas, pues su capacidad para captar lo importante en estos es muy elevada.

Aprendizaje social

Los alumnos que prefieren este sobre otros estilos de aprendizaje aprenden bien trabajando en grupo. Esto es exclusivo de la formación convencional y en el entorno virtual de aprendizaje también es posible el trabajo aprendizaje en equipo si el aula virtual está diseñada para ello. Compartir sus conclusiones personales con otros y aprender de las conclusiones y trabajo común es propio de los individuos inclinados al aprendizaje social.

Aprendizaje intrapersonal

Son individuos que prefieren el trabajo en solitario para aprender. También son reflexivos y no les suele costar crear hábitos de estudio adecuados para su día a día. Son reflexivos pero ello no implica que no aprendan fácilmente también con la experimentación, pero siempre preferentemente como una tarea personal individual.

Aprendizaje visual

Los alumnos que prefieren el aprendizaje visual reaccionan muy bien con los vídeos. También con otro tipo de imágenes que les ayudan a captar y sintetizar información visualmente. Como es el caso de los diagramas, infografías y los gráficos.

Una buena forma de favorecer el aprendizaje de los alumnos que prefieren este frente a otros estilos de aprendizaje es el manejo de ese tipo de recursos así como animarles a utilizar recursos propios como el empleo de símbolos taquigráficos al tomar apuntes, hacer dibujos explicativos, desarrollar sus propios diagramas e incluso a hacer un buen uso del color y los símbolos en esquemas ya que de ese modo se facilita tanto su aprendizaje como el proceso de memorización.

Aprendizaje aural o auditivo

Aprenden mejor con las explicaciones del profesor o a través de la lectura en voz alta. Buenas estrategias de aprendizaje para estos alumnos es la grabación de lecciones para su posterior escucha y los debates de viva voz.

Aprendizaje lingüístico

Aprender a través de la lectura y la escritura son sus fuertes. Tradicionalmente los estudiantes con estas habilidades para el aprendizaje se adaptaban de forma excelente a la normativa del aprendizaje. Estos eran calificados como más inteligentes. Hoy sabemos que es una de las maneras de estudiar clásicas y que es tan efectiva con unos alumnos como poco efectiva con otros según los estilos de aprendizaje preferentes de cada uno de ellos.

Aprendizaje kinestésico

Aprenden especialmente bien a través de la aplicación práctica de los conceptos a aprender. Si bien estos son los estilos de aprendizaje más usuales no son los únicos. Y también existen los alumnos multimodales, que aprenden bien con distintos estilos de aprendizaje. Conocer cuál es tu estilo te ayudará a utilizar las herramientas adecuadas para aprender con mayor facilidad y eficacia.