google adsense

Monetización con los anuncios de Google AdSense

El anuncio publicitario es un medio para promocionar un producto, servicio e, incluso, un acontecimiento. El fin último es persuadir al usuario para que realice una acción. A veces pasan de inadvertidos pero están presentes en nuestro día a día. Podemos verlos en diferentes formatos y a través de diferentes plataformas. Pero, ¿te has planteado cuáles son más efectivas en plena era digital? ¿Y cuáles remiten más beneficios?

Si tienes un blog, negocio online o un canal de Youtube seguro que te has planteado alguna vez introducir publicidad. Son muchas las preguntas que pueden surgir alrededor de esta cuestión, sin embargo, la respuesta más habitual será: Google AdSense.

¿No conoces este programa? Seguro que lo has visto usar miles de veces cuando entras a una web. Se trata de los anuncios que aparecen en las web de otros usuarios distintos a los del anunciante. Y estos están administrados y ordenados por Google, que trabaja en asociación con los anunciantes de Google Ads.

Google AdSense está incluido en la red de publicidad online de Google. Por esta razón, es él quien gestiona la publicidad a través de un sistema de subasta instantánea.

El tráfico generado por un medio en otra web permite a los dueños recibir ingresos. Es decir, te beneficias de que un anuncio aparezca en un sitio. Además, los formatos pueden ser texto, vídeo u otras opciones más avanzadas.

¿Qué diferencia a Google AdSense de Google AdWords?

La manera más simple de explicarlo es entendiendo que Google AdWords es la plataforma para aquellos que pagan por anunciarse. Mientras que Google AdSense, está dirigida a aquellos que quieren incluir publicidad de otros en su sitio. Ambas se aplican en el ámbito publicitario, pero tienen algunas diferencias significativas.

En primer lugar, Adwords permite crear una campaña
publicitaria determinando el presupuesto y dónde aparecen los anuncios. La
ventaja de esta herramienta es que el anunciante no debe pagar hasta que
alguien haga clic (Pay Per Click).

En el otro lado, la página que aloja el espacio
publicitario recibirá la comisión cuando alguien realice una interacción con el
anuncio.

¿Qué tipo de anuncios puedo incluir en AdSense?

Google AdSense permite editar tu display publicitario para darle la forma que prefieras. Puedes incluir distintos formatos y técnicas en función de tus necesidades. Destacan, por ejemplo, las siguientes:

  • Texto: se compone de un enlace que redirige a la página del anunciante. Incluye también una breve descripción del producto. Todo ello, se puede integrar en un post de blog.
  • Gráficos: son los conocidos como banner. Y resultan fáciles de reconocer a simple vista. Puede visualizarse en distintas partes de la web.
  • Rich Media: publicidad interactiva con HTML, gif o vídeo. Son los más llamativos pero pueden agobiar al visitante si se utilizan demasiados.
  • Bloque de enlaces: cada bloque cuenta con una lista de temas relacionados con el contenido de tu web. Si el usuario hace clic se le redirecciona a una página anuncios de Google sobre esa temática.

Beneficios de trabajar con AdSense

AdSense es la plataforma perfecta para conseguir una renta extra en tu sitio web. La variedad de anunciantes permite garantizar que se ajustarán a tus necesidades. Probablemente miles de empresas estén luchando en este mismo momento por ganar un hueco en el espacio de tu página. Sin embargo, tú tienes el poder de decidir qué quieres que aparezca.

Por esta misma razón, los anuncios pueden ir en la misma
línea que la temática de tu web. Por ejemplo, sería contradictorio ser dueño de
un blog sobre comida vegana y que al mismo tiempo apareciese un banner
anunciando una empresa cárnica. Esto es una señal de identidad de Google
AdSense, que lo diferencia del resto de programas publicitarios.

Como hemos mencionado, esta herramienta permite utilizar distintos formatos en tus anuncios. Por último, no debemos olvidar que cuando alguien ve tu anuncio tienes la posibilidad de generar ingresos. Al contrario que con el modelo de coste por clic (CPC), el coste por mil impresiones (CPM) suma inmediatamente cuando alguien accede a tu página. Sin embargo, en el CPC es necesario hacer clic para obtener beneficios.

Google AdSense, está dirigida a aquellos que quieren incluir publicidad de otros en su sitio.

La aplicación publicitaria en Youtube

La web es la opción más tradicional para subir tu contenido. Sin embargo, aplicaciones de vídeo como Youtube han generado una revolución en la creación. Lo visual es más sencillo de procesar y requiere menos esfuerzos. Además, facilita la cercanía entre emisor y receptor. Por este motivo, Google AdSense no podía dejar fuera de la monetización a este tipo de plataformas.

¿Tienes un canal de Youtube y no sabes cómo sacarle rentabilidad económica? Nosotros te lo explicamos. Debes tener en cuenta que tu perfil debe tener cierta popularidad para atraer al público y recibir dinero por las visualizaciones.

Para comenzar a recibir los pagos, es importante que actives la monetización a través del “estudio de creación”. Posteriormente, debes realizar la configuración. Esta puede realizarse enlazando a una cuenta existente (más rápido) o creando una nueva cuenta en AdSense para tu canal. En el primer caso solo debes vincular ambas plataformas.

Finalmente, tendrás que esperar a que se apruebe la
inscripción y comenzar a rentabilizar tus contenidos. Recuerda: los vídeos
deben estar libres de derechos de autor.