2018-12-25

Entrenamiento mental y gestión de recursos propios

Imagen Post

El entrenamiento mental es la mejor forma de prepararse para un trabajo competitivo o de alto rendimiento. Existen juegos mentales para adultos y ejercicios para la memoria específicamente diseñados para ejercitar la mente. Cualquier persona que tenga que tomar decisiones bajo presión o requiera de un gran esfuerzo mental continuado es conveniente que utilice el entrenamiento mental para mejorar su rendimiento y perfeccionar sus procesos mentales.

Entrenamiento mental, ¿qué es y en qué consiste?

El entrenamiento mental es un recurso para mejorar o perfeccionar alguno o varios de nuestros procesos mentales a base de preparar adecuadamente al cerebro para ello.

El entrenamiento mental puede valerse de diferentes ejercicios mentales, juegos para ejercitar la memoriajuegos de cerebro para mejorar diferentes competencias y procesos mentales. Cada persona deberá decidir en qué tipo de entrenamiento mental desea centrarse. O si quiere mejorar en diferentes aspectos y, por tanto, realizar un entrenamiento mental variado.

Puedes crear tu propia estrategia de entrenamiento mental o contar con la ayuda de un coacher que defina el entrenamiento ideal para ti y para tus necesidades concretas.

¿Quienes pueden beneficiarse del entrenamiento mental?

El entrenamiento mental puede llevarse a cabo a cualquier edad. Niños, adultos o ancianos pueden beneficiarse de sus bondades y obtener buenos resultados para sus objetivos concretos. Eso sí, cada uno de ellos requerirá distintos ejercicios, técnicas y formas para ejercitar la mente en el aspecto o aspectos concretos de su interés.

  • Cualquier persona interesada en mejorar sus funciones cognitivas.
  • Trabajadores cuyo rendimiento laboral dependa directamente en buena parte de sus capacidades cognitivas.
  • Estudiantes y opositores.
  • Personas que padecen diferentes trastornos y enfermedades relacionados de una u otra forma con el funcionamiento del cerebro, como enfermos de Parkinson, depresión, dislexia, TDAH o Alzheimer, entre otras.
  • Deportistas de élite.
  • Aventureros y deportistas aficionados que se enfrentan a importantes retos en lo que el entrenamiento mental ayuda a la perseverancia y la preparación para afrontar momentos complicados.
entrenamiento mental

El entrenamiento mental es un recurso para mejorar o perfeccionar competencias, habilidades y procesos mentales

5 formas de entrenamiento mental para trabajadores

Existen diferentes formas de entrenamiento mental en cuanto a los objetivos que se espera conseguir con ellos. Estas son algunas de las más interesantes para trabajadores.

Juegos y técnicas para entrenar la memoria

¿Alguna vez te has preguntado cómo ejercitar la memoria? En este caso, entrena tu mente con ejercicio mnemotécnicos y juegos de memoria. Los primeros te proporcionarán una ayuda para aprender a memorizar. Los juegos de memoria mejorarán tu capacidad de retentiva y memorización.

Un entrenamiento mental basado en estos juegos y en ejercicios de memoria te permitirán mejorar en este aspecto a tu propio ritmo. Dedicando unos minutos al día, casi como si te dedicaras a hacer pasatiempos, mejorarás esta capacidad tan necesaria en infinidad de trabajos.

Ejercicios de concentración mental

¿Tienes problemas de concentración? Con este entrenamiento adecuado puede mejorar en este aspecto.

Algunos trabajo precisan de una gran atención y concentración. El cansancio y las preocupaciones suelen ser algunos de los factores que obstaculizan la concentración mental prolongada. Por ello, buena parte de las técnicas y ejercicios irán orientados a evitar la fatiga mental. Sobre todo porque es una de las principales causas de desconcentración. Pero no son los únicos ejercicios mentales que puedes hacer para mejorar en este aspecto.

Entrenamiento mental para directivos

¿Has oído hablar del entrenamiento mental para directivos? En este caso el va más allá de unos juegos para ejercitar la memoria o mejorar la concentración. No se trata exactamente de mejorar en determinados procesos cognitivos del cerebro. Se trata más bien de ejercicios mentales similares a los de los deportistas de élite. Estos son creados para ayudar a la persona a superar sus límites autoimpuestos. También mejoran la gestión de los recursos propios y mejorar la estabilidad mental cuando se trabaja bajo presión, entre otras cuestiones.

Este tipo de entrenamiento mental puede relacionarse con el coaching para directivos. De hecho, en muchos casos están directamente unidos y es uno de los principales aspectos sobre los que trabajan este tipo de coachers.

Entrenamiento mental para la modificación de conductas

Un tipo de entrenamiento mental menos conocido es el diseñado para modificar la conducta. Se aplica en distintos casos. Por ejemplo, para quienes padecen estrés. Un adecuado entrenamiento puede ayudarle a modificar conductas que le generan estrés y a afrontar las situaciones estresantes de un modo más eficiente y menos exigente a nivel mental.

Pero también se utiliza en casos más complicados, como cuando se trata de personas con problemas de adicciones conductuales. Psicólogos y coachers, según el caso, se encargan de dirigir este tipo de entrenamiento con el fin de mejorar la calidad de vida del paciente o cliente.

Ejercicios y técnicas para mejorar la agilidad mental

La agilidad mental es clave para muchos trabajos. Aunque es una habilidad útil para cualquier persona y a cualquier edad. Esta puede mejorarse a base de realizar ejercicios y técnicas creados para tal fin.

Como ves, el entrenamiento mental es clave para distintas personas y con diferentes objetivos. Si crees que te vendrá bien y que puede ayudarte a conseguir tus objetivos, a mejorar la optimización de tu trabajo o a mejorar tu calidad de vida, no lo dudes más. Toma la decisión y entrena tu mente. Decide cuál es la forma de entrenamiento mental adecuada para ti y dedícale el tiempo necesario para ir mejorando tus capacidades.