2019-05-02

Cómo concentrarse en el estudio y evitar distracciones

Imagen Post

Saber cómo concentrarse en el estudio es clave para el rendimiento y optimización del tiempo dedicado a estudiar. Es cierto que cada estudiante tiene unas preferencias. Para algunos el espacio ideal es la sala de estudio de una biblioteca pública municipal. Para otros es preferible el estudio en casa. Sea como fuere el ambiente influye mucho y las técnicas de concentración, también.

Prácticas sobre cómo concentrarse en el estudio

Determina en qué horario te resulta más fácil concentrarte

Teóricamente estudiar por la mañana es más productivo porque la mente está más fresca, pero la realidad es que cada persona tiene un horario en el que le resulta más sencillo dedicarse al estudio.

Antes de plantearse cómo concentrarse en el estudio es buena idea conocerse a uno mismo y saber en qué momentos del día la mente está más despierta y receptiva. Si ya tienes un pasado como estudiante sabrás en qué franjas horarias te concentras mejor y el tiempo de estudio te rinde más.

En la medida de lo posible haz que parte de tu horario de estudio coincida con esas horas de mejor rendimiento mental. ¿Sabes cómo hacer un entrenamiento mental para gestionar tus recursos propios?

Elige un espacio de estudio adecuado libre de distracciones

Esta es otra decisión esencial para quien se plantea cómo concentrase en el estudio. Algunas personas prefieren organizar una biblioteca en casa incluso aunque tengan que utilizar tapones para estudiar, porque les distrae encontrarse rodeados de gente.

Para otros, cualquier cosa en casa es una distracción, desde la familia a la televisión. Incluso la tentación de dejar todo a un lado y volverse a la cama. En estos casos la biblioteca es la mejor opción aunque tengas que buscar bibliotecas abiertas fin de semana en tu ciudad. O aunque tengas que acudir a una biblioteca nocturna.

Comienza por las tareas más complicadas

Así podrás hacerlas cuando estés más despejado y te cueste menos concentrarte en el estudio. Y dejar para el final aquellas más livianas, que puedes hacer con la mente más cansada.

Organiza tu espacio de estudio

Tanto si decides estudiar en biblioteca como si prefieres el estudio en casa, organizar tu espacio para el estudio es esencial antes de ponerte a ello. De nada sirve aprender técnicas sobre cómo estudiar si luego tienes que pasar diez minutos buscando en tu mochila el material que necesitas a cada rato sea un diccionario, bolígrafos, clips o cualquier otro.

Así que merece la pena que dediques unos minutos a poner el escritorio o mesa de estudio en orden con todo lo que vas a necesitar durante la sesión de estudio. Esto es más sencillo en casa porque puedes dejarlo preparado de antemano, pero no llevará más de unos minutos si prefieres acudir a una sala de estudio.

Cómo concentrarse en el estudio

El entorno de estudio y las técnicas de concentración influyen en las tareas del aprendizaje durante la práctica del estudio

Crea un horario o pauta de estudio

No podemos mantener la concentración durante horas sin descansos. Es absurdo plantear cómo concentrarse en el estudio y no tener en cuenta el descanso necesario y desconexión mental. Por ello lo mejor es organizar el tiempo para estudiar en sesiones, sean de 40 ó 45 minutos. A lo sumo de 50 minutos. Y entre ellas descansos de de 10 a 15 minutos.

No pienses que esos descansos son una pérdida del tiempo.

Estos descansos te permitirán concentrarte y aprovechar de la mejor manera la sesión de estudio siguiente.

El descanso activo te ayudará a distraer la mente y relajar el cuerpo

Qué hacer durante el descanso es clave para la concentración en la sesión posterior. ¿Ir al baño? Buena idea si lo necesitas para no interrumpir la siguiente sesión de estudio por una necesidad fisiológica.

¿Hacer estiramientos? Estupendo para que el dolor de espalda no te distraiga durante el estudio.

¿Caminar unos minutos o subir y bajar algunos tramos de escaleras? Ideal para activar el cuerpo, oxigenarte y no sentirte abotargado y con ganas de terminar la sesión de estudio para ponerte en marcha.

¿Hacer ejercicios de gimnasia visual? Perfectos para evitar que la vista cansada te agote y distraiga durante el tiempo de estudio.

¿Tomar un tentempié? Necesario para recuperar energía en un momento dado y evitar que el hambre o la ansiedad te desconcentre.

Cuando alguien se plantea cómo concentrarse en el estudio para dedicarse a estudiar en biblioteca o en casa durante horas, saber cómo ocupar el tiempo de descanso es clave.

Diseña tu planning de estudio diario e intercala distintas técnicas de estudio

Siempre que sea posible intercala distintas técnicas y materias de estudio. Lo ideal es que antes de sentarte a estudiar diseñes un buen planning de estudio para ese día. No importa si lo haces cada semana o diariamente.

Decide qué trabajo corresponde a cada sesión de estudio del día y así no te distraerás pensando qué hacer, en qué orden hacerlo y qué es más o menos importante. Porque ya lo habrás decidido en un tiempo diferente al tiempo de estudio.

En la medida de lo posible alterna memorizar con esquematizar, realizar resúmenes o hacer trabajos de investigación. Y diferentes materias. Te resultará menos pesado y será más sencillo lograr la concentración que necesitas.

Con estos consejos sobre cómo concentrarse en el estudio te resultará más sencillo hacerlo ya decidas estudiar en biblioteca pública municipal, en sala de estudio o dedicarte al estudio en casa. Así tu mente estará más despierta y optimizarás el tiempo dedicado al estudio obteniendo un mejor rendimiento con un menor esfuerzo mental.