2018-11-02

Implantación exitosa de la metodología Lean

Imagen Post

Los principios y herramientas Lean se han aplicado en empresas de distintos países. De mayor o menor tamaño, sobre todo ligadas al sector industrial o al sector servicios. El resultado es fruto de la mayor o menor acertada implantación Lean en sus bases. Además, de la cultura propia que presente la empresa y su entorno especifico.

Por lo general, no existe una única metodología de implantación Lean, es decir, una receta exclusiva y universal.

 ¿Qué metodología general de implantación Lean se puede seguir?

Un ejemplo de metodología general de implantación Lean para una empresa:

  • Ligada a una empresa de tamaño medio.
  • De naturaleza industrial.
  • Nivel tecnológico medio.
  • Cierta autonomía de gestión por parte del responsable de planta.

Por tanto, consistiría en:

  • Recogida de datos de productos, procesos u operaciones o cliente final.
  • Formación acerca del de una correcta implantación Lean Manufacturing.
  • Mapa de flujo de valor (VSM) de la situación actual.
  • Definición y diseño de la distribución en planta o Layout general de la planta.
  • Descripción y asignación de las tareas al puesto de trabajo, observando actividades sin valor añadido, esperas o desplazamientos.
  • Nivelación de operaciones y de puestos de trabajo.
  • Mapa de flujo de valor futuro.
  • Determinación de la distribución definitiva de los flujos de materiales, información, recursos humanos o lotes de fabricación.
  • Asignación de espacios para almacenamiento, entradas y salidas de material, rutas de reaprovisionamiento y necesidad de medios de transporte.

¿Cómo influye el factor humano en la implantación Lean?

La filosofía Lean parte de la idea de que el capital humano constituye el capital más importante de la empresa. Por consiguiente, es fundamental en el éxito de la implantación Lean. Establece los siguientes “pilares” humanos:

  • Descentralización de la toma de decisiones.
  • Estrecha colaboración entre todos los agentes humanos implicados (altos mandos, mandos intermedios, operarios, etc.).
  • Estructura organizativa jerárquicamente menos vertical.
  • Unidad en los procesos de concepción y ejecución del trabajo en la producción.

Actualmente, el mercado de trabajo se ha transformado. La retribución económica ha dejado de ser elemento único o principal a tener en cuenta a la hora de motivar. Se consideran también la estabilidad y seguridad en el empleo. Además el reconocimiento por el trabajo desempeñado o las posibilidades de alguna promoción.

La implantación Lean plantea la búsqueda de los siguientes objetivos:

  • Reconocimiento de la capacidad individual.
  • Actitud frente al logro.
  • Aprendizaje y capacitación.
  • Estimulación del trabajo.
  • Autonomía.
  • Promoción interna.
  • Ser parte de un todo.

¿Es necesaria la formación de un equipo Lean?

La formación de un equipo Lean es la primera de las tareas a realizar en la implantación Lean. Resulta un aspecto clave en el éxito de la misma.

Además, todo proyecto Lean precisa de responsables de implantación, de líderes Lean.

Un auténtico líder establece el propósito y la dirección. Crea las condiciones más adecuadas para que las personas se impliquen en la consecución de los objetivos de implantación Lean.

¿Existe algún requisito de implantación Lean referente a la formación o capacitación de los recursos humanos?

Otro de los requisitos en lo relativo al factor humano en la implantación Lean es la formación o capacitación en la materia. Suele llevarse a cabo mediante planes de formación. En primer término, se pueden utilizar sistemas de evaluación de los recursos humanos en el entorno específico de implantación Lean. Una vez que se conocen estas habilidades, se diseñan y establecen los planes de formación más adecuados. Los principales ítems a tratar en esta formación preliminar con respecto a la implantación de un entorno Lean, deben ser:

  • Aspectos clave del funcionamiento del sistema, especialmente aquellos asociados a la mejora continua.
  • Análisis de operaciones y de los flujos del sistema, teniendo siempre presente la detección de potenciales o posibles despilfarros.
  • Representación gráfica del proceso.
  • Otros aspectos de la mejora continua, asumiendo ésta como clave para la mejora de la competitividad de la empresa.

Algunos ejemplos de planes de formación, en función de las herramientas a utilizar, la tipología de implantación Lean, etc., son:

  • Metodología de las 5S.
  • Pilares del TPS: Jidoka y JIT.
  • SMED para la reducción de los tiempos de cambio.
  • TPM para la implantación Lean de un mantenimiento que, entre otros aspectos, minimice los tiempos de parada por avería, etc.

Los trabajadores son los que mejor conocen las actividades que tienen lugar. Ello les otorga participación y protagonismo en la implantación Lean.

En cualquier proceso de mejora, se crean una serie de herramientas o mecanismos para recoger sus ideas o sugerencias. Todo ello en beneficio de la propia empresa y de ellos mismos.

El proceso de de participación suele realizarse en pequeños grupos de trabajo autodirigidos, círculos de calidad o equipos de mejora.

Además suele diseñarse y establecerse un plan de sugerencias plenamente operativo.

¿Es necesario el seguimiento de la metodología Lean?

La respuesta es un rotundo sí, existiendo distintas metodologías de seguimiento de la implantación Lean. Algunos ejemplos son un panel visual o un sofisticado cuadro de  mando, una hoja de autoevaluación o una compleja auditoría.

Implantacion Lean

La formación de un equipo Lean es la primera de las tareas a realizar en la implantación Lean

¿De qué recursos se dispone para llevar a cabo el seguimiento?

Por ejemplo, por su aplicación en la implantación Lean en el contexto de procesos de fabricación, tendremos:

  • Indicadores o métricas de seguimiento:
    • Es la más ampliamente utilizada.
    • Un indicador de seguimiento permite monitorizar operaciones, medir el progreso o determinar la estrategia de una organización.
    • La función principal del uso de indicadores de seguimiento radica en la minimización de la incertidumbre y subjetividad.
  • Gráficos de tendencia:
    • Son herramientas matemáticas que permiten relacionar dos o más variables gráficamente.
    • Muestran las tendencias de los datos y facilitan el seguimiento de los mismos en un entorno dado.
    • Fotografías antes – después.
    • Esta una metodología de seguimiento permite identificar visual y fácilmente cualquier situación anómala de la implantación.
  • Check list o lista de comprobación o seguimiento:
    • Es un formato documental generado para controlar el cumplimiento de ciertos requisitos establecidos o actividades repetitivas de un proceso.
  • Auditorías de seguimiento:
    • Es la revisión sistemática de una actividad o de una situación, dentro del contexto de implantación.
    • Estas auditorías deben ser planificadas, establecidas, implementadas, mantenidas y documentadas.
  • Cuadros de mando:
    • Permite medir la evolución de la actividad de una empresa. Además, el cumplimiento de sus objetivos, desde un punto de vista estratégico y en un contexto general.
  • Tableros o paneles físicos de seguimiento:
    • Apoya la gestión sencilla y visual de la situación del sistema productivo en orden al cumplimiento de la implantación. Cualquier error será perfectamente visible, lo que permite detectar problemas en fase inicial de implantación.
    • La información que puede incluir es diversa, no hay un estándar a seguir para determinarla.